¿Cuándo es Momento de Asistir al Psicólogo?

¿Cuáles son las señales de alarma que indican que ya no estoy pudiendo solo?

¿Únicamente asisten al psicólogo los que tienen un trastorno mental o puede ayudarme con los problemas cotidianos y a lograr mis objetivos?


(Psst. Antes que nada. Si tu ya sabes que quieres recibir terapia, puedes contactarnos dando click aquí.)


Platiquemos acerca lo que realmente es ir a psicoterapia.

Absolutamente todos, en algún momento, pasamos por una situación que nos conflictúa. El sufrimiento, la ansiedad o el agobio que aparecen pueden llegar a ser tan intensos que interfieren en nuestro desempeño y desenvolvimiento en todas las áreas de nuestra vida.


Buscamos desesperadamente resolverlo, pero estar involucrado emocionalmente hace que nos bloqueemos y no podamos ver las cosas claramente. Nos resulta difícil encontrar la respuesta en nosotros mismos, entonces acudimos a otros.


Cuando nos encontramos con un problema o una situación conflictiva, la mayoría buscamos el consejo de quienes tenemos cerca, puede ser algún familiar, amigo, pareja o incluso compañero de trabajo. Por supuesto, escuchar una perspectiva distinta ayuda, pero no siempre es eficaz. Nuestros seres queridos están para escucharnos, sin embargo, no siempre saben cómo ayudarnos. Puede ser que te brinden un buen consejo, pero no una orientación ya que no cuentan con el conocimiento y herramientas profesionales adecuadas. No pueden marcar una distancia emocional ni ser objetivos, por lo que su opinión estará matizada por preocupación, un deseo de protegerte o incluso por sus propios conflictos no resueltos. Es por eso que no siempre pueden ayudarte a tomar la mejor decisión.


Muchas veces las razones de nuestro malestar se encuentran enterradas en nuestro inconsciente, que hace que se produzca este estado malestar y una sensación de falta de control en nuestra vida.


Aceptar que es momento de ir a terapia no significa que seas débil, sino lo contrario, es un gesto de valentía a través del cual reconoces que tienes una dificultad y el deseo y valor para solucionarla.

Si consideras que necesitas ayuda de un profesional. Estamos para apoyarte

Acudir con un profesional que te ayude a identificar el origen del problema, no sólo ayudará a disminuir el malestar que éste genera, sino que te permitirá solucionarlo de la mejor manera.


¿Por qué en estos casos, el psicólogo es el profesional más indicado?

  • Se ha formado específicamente en el ámbito de la salud mental y el bienestar emocional. Su labor es orientarte y ofrecerte herramientas de autoconocimiento, análisis, superación y crecimiento personal.

  • Está capacitado para identificar si es necesaria una interconsulta con otros profesionales: psiquiatras, neurólogos, pedagogos, fisioterapeutas, etc.

  • Un psicólogo es capaz de ponerse en tu lugar y adoptar tu perspectiva, analizando todos los factores que están influyendo en la problemática. No emite juicios de valor ni se deja guiar por prejuicios. Simplemente, te dará una explicación de lo que ocurre, desde el punto de vista analítico y seleccionará un tratamiento de acuerdo al problema que le has planteado.

  • Te ayudará a vislumbrar diferentes alternativas de solución y elegir la más adecuada para ti. Así mismo, durante el proceso irás adquiriendo habilidades para salir fortalecido y que podrás utilizar en el futuro para enfrentar otras dificultades.

  • El psicoterapeuta se rige por el principio de confidencialidad, lo cual significa que todo lo que se discute en una sesión, se queda ahí, no puede compartirlo con otras personas.

¿Es mejor acudir apenas surja el problema o debo esperar e intentar solucionarlo solo?


Una persona necesita ayuda cuando siente que determinada situación conflictiva le está desbordando y sus pensamientos, sentimientos y acciones están afectando negativamente tanto su vida personal, social y laboral o educativa. Es recomendable ir a psicoterapia cuando existe un problema que supera las fuerzas y la capacidad que tienes para solucionarlo, ocasionando un gran malestar y sufrimiento constante.


Es momento de asistir a terapia cuando experimentas una serie de síntomas que afectan la calidad de tu vida, como:


  • Se te dificulta mantener bajo control tus emociones: explosiones de rabia, llanto o pánico. No sabes cómo reaccionar.

  • Te sientes confundido y no sabes por qué. No encuentras una solución.

  • Presentas cambios de humor repentinos e injustificados.

  • Insomnio.

  • Pérdida de interés y una sensación de desconexión. No logras mantener enfocada tu atención.

  • Disminución de la libido o problemas en tus relaciones sexuales.

  • Si ahora predomina la tristeza en tus días. Tu entusiasmo y empuje para lograr cosas ha desaparecido.

  • Una sensación de tensión constante. Te notas más irritable que de costumbre. Altos grados de estrés.

  • Sientes ansiedad con mucha frecuencia: presión en el pecho, aceleración del ritmo cardíaco y respiración, temblorina, sudoración, sensación de mareo, etc.

  • Te sientes constantemente bajo amenaza y estás siempre a la defensiva.

  • Experimentas intensos sentimientos de culpa por errores del pasado.

  • Te estás aislando. Evitas la interacción con otros.

  • Miedo paralizante ante ciertas situaciones, lo que te lleva a evitar lugares, personas, experiencias, etc.

  • Has intentado varias cosas y ninguna ha servido para que te sientas mejor.



También ir al psicólogo puede ayudarte a:

  • Potencializar determinadas habilidades sociales y de comunicación que te permitirán manejarte mejor en tu entorno.

  • Problemas con tu relación de pareja o tus relaciones en general. Relaciones tóxicas.

  • Si estás en duelo por una pérdida significativa.

  • Falta de autoestima y sentimientos de inferioridad.

  • Dificultad para tomar decisiones.

  • Si deseas cambiar un mal hábito o vicio.

  • Asesoría para padres.


Conclusiones:

Si nada de lo que has hecho parece haber funcionado, es momento de buscar ayuda profesional. ¿Por qué seguir en malestar o sufrimiento? No estás sólo y existen personas que pueden ayudarte.


Un psicólogo no es un juez ni nada que se le parezca. Va a necesitar conocer muchas cosas de ti, de tus pensamientos, de tus emociones, de cómo te relacionas con el resto del mundo, pero esto será para poder evaluar cuál es el problema y para aportarte el tratamiento que se ajuste a tus necesidades. Nunca para hacer un juicio de valor ni para recriminarte nada en absoluto, esa no es su función. Te acompañará y apoyará.



Es importante recordar que TODOS necesitamos ayuda en algún momento u otro.

Sí después de leer esto te has dado cuenta que quizás necesitas terapia, y no sabes por donde empezar, puedes acudir con nosotros. Somos un centro dedicado a la salud mental con más de 15 años de experiencia.


Sabemos de primera mano lo difícil que es experimentar un malestar psicológico y emocional, sintiéndote sólo y como si nadie te entendiera.


No tienes porque vivir así, buscar ayuda profesional te dará las herramientas para solucionar tus conflictos y regresar a una estabilidad emocional lo antes posible.


Con mucho gusto puedes contactarnos directamente dando click aquí, o mandándonos un WhatsApp al 55 3203 7580.


Sin importar dónde te encuentres, ¡estamos para apoyarte!

53 views

© 2020 BrainForest Visionary Studios | Psicoterapia de Juego Centrada en el Niño

Copyright © 2017 BrainForest Visionary Studios | Todos los derechos reservados.

  • Black Facebook Icon
  • Black Twitter Icon
  • YouTube
  • Black Instagram Icon
  • Pinterest